martes, 1 de agosto de 2017

FERRATA ESTRECHOS DE LA HOZ


He quedado con mis amigos valencianos Floren, Luis y Pedro en Formiche Alto, un pueblo muy cerca de Teruel, para realizar juntos la Vía Ferrata Estrechos de la Hoz.






Esta vía ferrata es larga, así que tras desayunar en el bar del pueblo, vamos con los coches por una pista en estado regular, hasta donde se supone que acaba la ferrata. Allí dejamos mi coche, y con el de Luis vamos hasta el inicio. Dejamos el vehículo antes de lo programado por el mal estado de la pista...

Los cuatro compis ferrateros: Pedro, Luis, Floren y yo de izda. a dcha.

La ferrata es muy entretenida. Hay pocos ascensos, y vamos flanqueando la pared por dentro del espectacular estrecho del río Mijares, el cual nos permite disfrutar de un excepcional entorno que de otra manera sería complicado sin mojarnos.





Está considerada de categoría K-2, pero... ¡atención! Cuando se finaliza la Ferrata Estrechos de la Hoz, comienza el final de la Ferrata Jurásica, y está preparada para hacerla en dirección inversa.Con lo cual, una K-2, se te puede convertir fácilmente en K-4 si la realizas en dirección inversa, y más, si es al final del recorrido como es éste caso, en el que ya estás cansado tras varias horas de ferrateo.

Comenzaremos atravesando el Tercer estrecho a través de unas grapas que evitan que tengamos que mojarnos. Es un tramo muy sencillo y bonito. Llega un momento que las grapas se terminan al hacerse más ancho el cauce del río, así que continuaremos a pie hasta encontrar el segundo estrecho.




Una vez llegamos al Segundo estrecho, en su inicio podremos ver una pequeña cavidad que podremos visitar ascendiendo por unas cadenas. En su interior puede observarse que hace mucho tiempo esta cueva aportaba agua al río, no se sabe si de forma temporal o estacional (surgencia).



El segundo tramo tampoco tiene ninguna dificultad especial. Transcurre por una zona muy encajonada del río, en la cual podemos observar como las marcas del agua nos cuentan los diferentes niveles y caudales a lo largo de los años. Al finalizar el segundo estrecho, veremos indicaciones hacia la Fuente del Tejo, las cuales no tomaremos. Durante este tramo, podremos ver algunos pliegues tectónicos.





Pocos metros después encontraremos en el margen izquierdo del río (a nuestra derecha) la Sabina Pinera. Es un ejemplar de sabina que ha crecido dentro de un pino. Aunque ambas especies son abundantes en la Sierra, este es el único caso conocido en el que un pino nacido del interior de una sabina prospere normalmente, mientras la sabina conserva su vitalidad. Es un ejemplar muy curioso, y su existencia ha dado lugar a leyendas y creencias populares.




Justo después de la sabina, comienza el Primer estrecho, teniendo que atravesar el primer puente colgante (de acero).





Después de atravesarlo, continuaremos por el margen opuesto del río, avanzando por una enorme travesía que no ofrece ninguna dificultad pero que discurre por un tramo del río precioso.






Al finalizar este tramo, caminaremos por el margen derecho del río (nuestra izquierda) hasta llegar al segundo puente colgante (también de acero).





Después de cruzarlo, la vía ferrata comienza a ascender por el margen izquierdo del río (nuestra derecha), alejándose cada vez más del cauce y cogiendo altura, aunque nunca tendremos una gran sensación de vacío. Cuando la vía ferrata termina de subir y comienza a descender una canal en dirección al cauce del río podemos tomar dos opciones:

- La primera opción es seguir las indicaciones del escape 3 (en ascenso), caminando por un sendero que nos llevará hasta las proximidades de un tercer puente colgante donde tomaremos el sendero indicado a nuestra derecha.

- La segunda opción es descender la canal y seguir por un nuevo tramo de ferrata algo más difícil que lo visto hasta ahora (atención: hay grapas sueltas) y llegar hasta el tercer puente donde tomaremos el sendero indicado a nuestra derecha. Al final hay está el tramo ascendente que os he comentado antes que está diseñado para hacerlo al revés.

Nosotros optamos por la segunda opción:


Punto del desvío. El cartel de la izda. marca "Tramo ferrata", y el de la dcha. "Salida fácil 3"









Justo antes de cruzar el puente de madera, hay que desviarse por un sendero a la derecha para salir de la Ferrata Jurásica y no continuar ella ya que, repito, está diseñada para realizarla al revés. Nosotros, no obstante, no pudimos resistir la tentación de cruzar el puente y volver. Se movía bastante...





A partir de aquí, el sendero toma fuerte pendiente hasta llegar a un cortafuegos. Seguimos a través del cortafuegos, hasta dar con la pista forestal en la que está mi coche.





Una vez en el coche, nos quitamos los arneses y dimos buena cuenta de las cervecitas y el picoteo que trajo Luis...

Después de ir a por el otro vehículo, nos juntamos en el bar del pueblo a comentar la ferrata y ver las fotos, y luego, cada uno a su casa.










2 comentarios:

  1. Hola.

    La tengo pendiente, me gusto mucho cuando la vi por primera vez, sobre todo por su ubicación, aunque yo creo que para primavera o finales de invierno, al llevar más agua, resulta más atractiva.

    En mi cabeza está la idea de combinarla con la Jurásica, pero creo que para una sola jornada, es demasiado ... y más con un solo coche.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Eduardo!
      Si ya es bonita de por sí, esta ferrata con agua tiene que ser espectacular. Y lo de combinarla con la Jurásica, es cuestión de madrugar mucho...
      Un saludo, y gracias por seguir el blog!

      Eliminar